lunes, 20 de noviembre de 2017

se nos aguó la fiesta

ayer domingo cuando te fui a ver, tuve una corazonada que sería la última vez pero hice caso omiso como siempre. intenté hacerme la bacán y preguntarte por quién hubieses votado para presidente, y qué te tincaba hacer para tu fiesta de cumpleaños del miércoles. me acuerdo perfecto que me dijiste que eras socialista de los antiguos y por deber moral piñera se descartaba de inmediato de tus opciones, mientras que para tu cumpleaños ibas a ver, que no tenías nada en mente. yo te animé con hacer unos completos y tomar un brebaje. también te dije que ese día miércoles me escaparía si o si a la hora de la pega porque tu fiesta no me la perdía por nada.
finalmente, hoy lunes, no alcance ni a llegar a la reja de la casa para irme a la pega, cuando me llega la llamada del rigor. la llamada del fin. la llamada maldita con la verdad inexorable. te rendiste y me parece justo, porque esta guerra no fue solo tuya, si no que mía y de otros cuantos más. la perdimos, pero permanecerá en mí tu recuerdo hasta el final.

porque contigo adopté al primer perrito de la calle,
porque por tu culpa me aprendí el hospital salvador de memoria y todas las micros que pasan por ahí,
porque nos acompañamos en este ultimo año y cuatro meses que fueron una pesadilla,
porque el miércoles voy a celebrar igual.

No hay comentarios: